SATSE Aragón pide un plan de actuación integral para evitar que las urgencias se colapsen constantemente

04 enero 2018
Colapso en las Urgencias de La Paz

La falta de previsión ha hecho que, como cada inverno, los servicios de urgencias de los hospitales se hayan vuelto a saturar, es algo que ocurre con demasiada frecuencia, “no puede ser que nos tengamos que acostumbrar a esta situación de colapso cada año”. 

La epidemia de gripe, la agudización de patologías crónicas y la falta de una planificación adecuada para asumir estos picos asistenciales han hecho, una vez más, que las urgencias de los hospitales se desborden de nuevo, y los pacientes tengan que soportar la situación de un servicio sobresaturado. “La plantilla de Enfermería en Urgencias debe trabajar en condiciones muy precarias, no solo falta personal, el incremento contante de pacientes que llegan al servicio, hace que también el espacio físico se vea reducido, con lo que se complican mucho las condiciones de trabajo, y los profesionales se ven saturados y aumenta su estrés”

Esta mañana en las urgencias del hospital Miguel Servet había 35 pacientes en boxes, 17 en el pasillo, y las salas de observación llenas. En estos días, ha habido momentos que en boxes había hasta 60 pacientes. Mientras, en la planta de traumatología, solo dos pacientes eran de trauma, el resto de los ingresados se debía a la gripe y otras patologías crónicas.

En el Hospital Clínico Lozano Blesa, esta mañana había 17 pacientes esperando ser atendido por el médico, 21 en observación, y 51 a la espera de diagnóstico. Las urgencias del Clínico han llegado a atender a 465 urgencias en un día, de las que 65 tuvieron que ser ingresados.

SATSE reclama un plan de actuación integral, que englobe tanto Atención Primaria como Especializada. Por un lado, para evitar que esta saturación se repita contantemente en los hospitales y sabiendo que, mientras no se adopten otras medidas, los servicios de urgencia son la actual válvula de escape, resulta de vital importancia una mayor previsión en la contratación, sabiendo que precisamente en estas fechas en las que se sabe que el número de pacientes que acuden a urgencias se incrementa, se va a necesitar más personal. Al mismo tiempo es necesaria una mejor gestión de las camas de los centros hospitalarios, evitando el cierre de plantas en estas fechas. 

Por otro lado, para el Sindicato la optimización de Atención Primaria es fundamental para mejorar estas situaciones de colapso, “creemos que es urgente poner en marcha, de una vez por todas, el plan de atención a crónicos, un nuevo modelo de organización de los equipos de Atención Primaria orientado a la gestión de la demanda no programada y potenciar la figura de Enfermería en Primaria.

Lo que se está viendo es que, además de las auténticas emergencias, muchos de los pacientes que están llegando ahora a las urgencias de los hospitales son procesos más o menos banales y enfermos crónicos o pluripatologicos que podían ser controlados y atendidos en Atención Primaria, dentro de un plan de atención continuada en el que se les pudiera dar solución ante cualquier complicación,  sin tener que acudir al hospital. Para poder atender estos casos, es necesario contar con el número de profesionales suficientes y, sobre todo, garantizar las sustituciones precisamente en estas fechas tan complicadas.